Publicado enRío Grande

Se realizó una capacitación sobre sistemas de medición y control de presión de agua destinado al personal de obras sanitarias

La capacitación tocó temas referidos al funcionamiento de la presión en la red, cuál es la característica para poder optimizar el sistema de bombeo y de los sistemas de producción de agua. Asimismo, se discutieron formas de ahorrar agua y energía.

Os 4

El Municipio de Río Grande a través de la Dirección de Obras Sanitarias dependiente de la Secretaría de Obras y Servicios Públicos llevó a cabo una capacitación para el personal del área sobre los sistemas de medición y control de presión de agua. Esta actividad se llevó a cabo en el marco de la instalación de 75 sensores ‘dataloggers’ en diferentes puntos de la ciudad.

Al respecto, la secretaria de la cartera, Prof. Gabriela Castillo señaló: “estamos en un proceso de capacitación del personal de obras sanitarias que tiene que ver con esta transformación que se va dando en la distribución de agua potable. El primer desafío que tuvimos fue la producción de agua potable y se solucionó al momento de tener la nueva planta. Ahí empezaron a surgir  algunos aspectos de cómo regular la presión en los distintos puntos de la ciudad  y cómo incorporar procesos telemétricos automatizados, lo que nos permitan verificar  las presiones en los distintos puntos de la ciudad y  tomar el control  para redistribuir agua de un circuito a otro”.

Y agregó: “hay una planificación para toda la ciudad de redirección agua de un circuito a otro  y de esta forma transformarnos en una ciudad inteligente, pero en esta etapa estamos en el proceso de instalación de los primeros sensores y la capacitación del personal”.

Por su parte, el director de Obras Sanitarias, ingeniero Cristian Pereyra, precisó: “esta capacitación es complementaria al esfuerzo que ha realizado este Municipio  de incorporar nuevas tecnologías en todo a lo que hace a los procesos de potabilización y distribución de agua en la ciudad.  Mantenemos este constante desafío desde nuestra Secretaría y desde el Municipio mismo para avanzar y mejorar”.

“Se emplearon 8 millones de pesos de presupuesto propio para adquirir distintos sensores que miden la presión en distintos puntos de la ciudad. Esto que parece tan complejo es en realidad un gran paso adelante en la calidad del servicio que el vecino percibe en su vivienda”, subrayó el funcionario.

Y detalló: “estos equipos nos permiten tener minuto a minuto la información de la presión en cada punto de la ciudad a través de 75 dataloggers. Esto nos permitirá tomar decisiones importantes como cuándo reforzar o tener un nuevo tendido de red o cuándo realizar reparaciones, es decir, nos llevará a tomar acciones que beneficiarán a toda la ciudad”.

Por otro lado, el encargado de la capacitación, ingeniero Camilo Muñoz, dijo: “yo estoy brindando la capacitación de los sistemas que tenemos para medición y control de presión con la gente de Río Grande. Es importante que se entienda el funcionamiento de la presión  en la red, cuál es la característica para poder optimizar el sistema de bombeo  y de los sistemas de producción de agua”.

“Acá lo que estamos viendo cuál  es el estado de la presión  en el sistema de acueducto para evitar reventones y fallas en las tuberías o brindar presión especial cuando se necesita. La otra cosa que nos permite es ahorrar agua y no estar perdiendo la misma con las fugas, ahorrando de esta manera también una gran cantidad de energía”, afirmó.